Categoría |

Artículo sobre consejos para ahorrar


Todo sobre ahorro e inversión, actualidad y análisis sobre economía y finanzas personales.

¿Para qué sirven los préstamos de capital privado?

Características y puntos clave


Aunque en la actualidad estemos viviendo un buen momento en el crecimiento y concesión de crédito en todos sus productos, desde tarjetas hasta préstamos al consumo e hipotecarios, hasta no hace tanto tiempo la situación difería bastante de la actual. Pero como ocurre muchas veces, de las limitaciones, como la que ha existido en la concesión de préstamos, muchas veces nacen nuevas oportunidades o productos y es lo que ha ocurrido con los préstamos de capital privado; es decir, no concedidos por entidades financieras y con estos, nuevas posibilidades para conseguir financiación. Pero también en muchos casos nuevas condiciones e incluso riesgos que analizar de forma pormenorizada.

 

Diferentes formas de instrumentalizar un préstamo


Los préstamos privados no son nuevos, pero si lo son su crecimiento y sus formas de comercialización de muchos de estos préstamos. Hasta hace muchos años el préstamo de capital privado más común era el préstamo entre familiares y amigos. A diferencia, como veremos de otras modalidades, el principal problema de este tipo de operaciones no estaba en su elevado coste, lo contrario, muchas veces en su ausencia. Un problema en cuanto todo préstamo tiene que se remunerado para no considerarse una donación encubierta.

El segundo tipo de préstamo de capital privado es el del prestamista. No hay que olvidar que se bien la legislación española obliga que nos constituyamos en entidad financiera para ofrecer depósitos no existe limitación en cuanto a quien pueda ofrecer préstamos. El prestamista es una figura muy antigua, más usada especialmente en el ámbito rural, que también ha crecido en esta época de crisis, apoyándose también en nuevas tecnologías.

Pero lo que es la principal novedad es el crecimiento de plataformas por Internet, muchas de ellas basadas en el crowdlending, que captan dinero de pequeños inversores y convierten en préstamos. La forma de captación es distinta.

 

Objetivos, condiciones y garantías


Los préstamos de capital privado son usados principalmente para cubrir necesidades de financiación que no proporcionan los bancos o entidades financieras de crédito, esta puede ser por acumulación de deudas, que se considere que el riesgo es elevado o la peor de las situaciones, que se excluya por impagos o estar en algún registro de morosos.

Esto está cambiando lentamente, y aunque las plataformas de crowdlending crecen poco a poco (especialmente es lento en el segmento para particulares), sí se empieza a ver como una vía alternativa de financiación competitiva más allá

El punto clave está en las condiciones. Si dejamos fuera los préstamos entre familiares y amigos, debemos analizar muy bien si existe sobrecoste entre la financiación a través de préstamos de capital privado y la financiación tradicional. El sobrecoste está tanto en intereses, comisiones, pero muchas especialmente en otras condiciones como plazos de devolución excesivamente cortos que pueden llevar al impago. Aquí es donde tenemos que ver muy bien que las garantías de pago sean proporcionales. Por ejemplo, si se garantiza una vivienda por un préstamo de cuantía pequeña, no lo es.

Esta es la principal diferencia entre buena parte de las operaciones de un prestamista privado y las nuevas plataformas crowdlending que si ofrecen condiciones que se pueden equiparar e incluso en muchos casos mejorar a un préstamo bancario. Y es que, como clientes, siempre debemos buscar que el préstamo sea una solución, nunca que sea un nuevo problema.