Entre el cielo y el suelo


Euro¡Por fin hemos cerrado un ciclo de bajadas! con un octavo mínimo histórico en su media mensual en el mes de octubre, el Euribor ha encadenado doce descensos respecto al año anterior por lo que podemos decir que todos los hipotecados ya han visto (o lo verán en las próximas semanas) bajar sus cuotas. Es cierto que los primeros, aquellos que revisaron a final de año, especialmente con los tipos de noviembre de 2008, lo hicieron de forma mínima y ahora esperan la "gran rebaja", pero todos ya tenemos algo más de dinero en el bolsillo o por lo menos sale menos respecto al año anterior.

Pero la alegría no es completa para todos, muchos que hacen la cuenta de "la lechera" se encuentran con el suelo, ese que limita mis bajadas y que en la mayoría de los casos o se le explicó mal al pobre hipotecado a la hora de pasar por el notario o se le obvio, en otros casos le preguntaban al director de banco de turno y le contestaban "Por debajo del 2,5% no estarán los tipos nunca", "lo que pasó en los años anteriores fue una casualidad".

Pues señores, malintencionados o mal informados, los tipos ya están por debajo del 1,25% y por lo menos en esos niveles estarán otro medio año para subir tímidamente. Otros argumentan que al igual que hay un suelo, también hay un techo, así nuestras hipotecas como la canción de Mecano "están entre el cielo y el suelo", lo malo es que el suelo es muy real, y lo pisamos e incluso como ahora lo atravesamos,  y el cielo es una utopía que en el caso de que se cumpliera la garantía de tipos máximos,  supondría una hecatombe económica incalculable. ¿Se imaginan unos tipos al 10%?.

Este es el techo de muchos de estos productos, increíble pero cierto, tipos que nos llevan a muchos años atrás cuando incluso los que nos van saliendo canas nos acordamos vagamente y relacionamos con las devaluaciones de la peseta de los tiempos de Solchaga and company que cada cierto tiempo lanzaban para "captar" fondos y no perder competitividad. A Grecia le han "avisado" de forma suave del riesgo de salir del Euro si no mejora sus magnitudes macroeconómicas, muchos dicen que a nosotros nos van a dar un "capón" pronto, pero de esto no pasamos.  Así que sabiendo que en nuestros bancos existen economistas y servicios de estudios de primera calidad, el pensar que haya techos del 10%-12% no lo podemos achacar a la ignorancia si no a la mala fe. Una mala fe para cobrar ahora del trabajador que lucha contra la crisis el doble de tipos que como se lo prestan en el interbancario, sin contar las subastas del BCE y otras inyecciones de liquidez estatales.

Parece que para muchos bancos, afortunadamente no todos, lo importante es salvar como sea su cuenta de resultados, con independencia de la imagen que estén dando en este momento y los perjuicios futuros en su negocio. Este columnista ha hecho una prueba, mando los datos para cambiar una teórica hipoteca a un banco de toda la vida afincado especialmente en el norte de España y que tiene un canal de venta por Internet en apariencia bastante agresivo. Con los datos proporcionados para mi "test de laboratorio" hace apenas 3 años hubieran "besado mis pies": Una hipoteca cuya cuota pendiente es menor del 40% del valor real actual de la vivienda, una cantidad pequeña a pesar de estar en una gran ciudad, 17 años para su amortización y unos ingresos más que de sobra para cubrir la cuota. La respuesta "Lamentamos comunicarle que por la política de riesgo de esta entidad no podemos atender su solicitud.....". ¡Que amables! los mismos que no hacían más que preguntar en su cuestionario: Ingresaría sus ingresos, Contrataría depósitos....

Mientras entre el suelo y el cielo también están nuestros ahorros, su tasa en máximos históricos, hay miedo, no se consume, y los bancos deberían estar frotándose las manos, pero con los tipos por el suelo, casi todo el dinero está en "disponible", el consumidor no se esfuerza en buscar productos de ahorro atractivos, que sólo ofrecen activamente unas pocas. Al menos con lo que ganan por otros productos, podían hacer un poco de esfuerzo por mejorar la rentabilidad y ganarse ahorradores, o ¡mejor! poner un suelo a los depósitos igual que lo hacen con las hipotecas, aunque como todos sabemos una cosa es pagar y otra cobrar.

Sobre el autor del artículo.

Licenciado en LADE y Master en Direccion Financiera, es colaborador habitual de diversos medios económicos.

Más artículos del autor.

iSantander, primeras semanas sin “novedad en el frente”

iSantander, primeras semanas sin “novedad en el frent ...

Navidades de Plástico

Navidades de Plástico

¿Las hipotecas online tienen menos comisiones que las tradicionales?

¿Las hipotecas online tienen menos comisiones que las ...

Llega iSantander, ¿Adiós definitivo al Low Cost Banking?

Llega iSantander, ¿Adiós definitivo al Low Cost Banki ...