7 septiembre 2017

Ya en pleno septiembre es un poco difícil prepararse para la vuelta al cole ya que no hay margen de planificación y es complicado actuar. Las acciones para superar septiembre tendrán que ser más drásticas.

La vuelta al cole y los gastos añadidos que conlleva es un motivo para un septiembre complicado desde el punto de vista económico. También lo es para aquellos que se han gastado en las vacaciones más de lo estimado, el ambiente relajado y el “aquí no voy a volver y lo tengo que hacer ahora” en caso de los que viajan es un motivo que puede disparar más de un presupuesto.

Los motivos por los que apretarse el cinturón en septiembre pueden ser varios y las soluciones habrá que adaptarlas también a cada situación personal. Conocer las máximas opciones posibles es una vía para encontrar la que más encaje.

Aplaza todos los pagos que puedas: si no puedes asumir todos los pagos necesarios de septiembre piensa en la posibilidad de aplazar algún pago para los siguientes meses.

Las tarjetas son el producto bancario que permiten aplazar el pago. En general permiten aplazar el pago a cambio de unos intereses sobre el dinero aplazado pero hay excepciones. La tarjeta de El Corte Inglés permite aplazar los pagos durante 3 meses sin intereses. Esta tarjeta contempla unos gastos de entre 3 y 7€ dependiendo del dinero a aplazar. Lo que sí hay que tener en cuenta es de que se aplazan las compras realizadas en el propio establecimiento. La tarjeta Carrefour Pass también permite aplazar durante tres meses sin intereses los pagos realizados, se puede aplicar a importes de entre 90 y 2.000€.

Hay establecimientos que lanzan ofertas relativas a comprar en septiembre y pagar en los siguientes meses. Media Markt permite aplazar sin coste las compras que se realicen hasta el 17 de septiembre. El plazo máximo será de 30 meses y las condición es que el gasto sea superior a los 100€ e inferior a 3.050€.

La otra alternativa para aplazar pago es recurrir a las tarjetas de crédito tradicionales. Los pagos aplazados llevarán implícito unos intereses que la compañía expedidora cargará. Hay que comprobar si los intereses y los plazos que adecúan a los presupuestos del hogar y se podrán asumir.

Aplaza las compras: la lista de la compra de septiembre puede que sea amplia y que tenga muchos extras. Saber si se puede aplazar alguna de las compras previstas pasa por repasar esa lista inicial. Si del cole se trata puede que en la lista de material escolar haya 10 libretas pero, ¿se necesitan esas 10 libretas para comenzar el curso? Si hay alguna que se pueda comprar más tarde se convertirá en un gasto menos. Es muy probable que revisando la lista en esta situación estén otros productos.

¿Puedes coger algún trabajo extra?: no todo se basa en recortar gastos, una ayuda para asumir gastos extra puede venir con algún trabajo extra. Un trabajo puntual que puedas realizar, tal vez, renunciando a algún tiempo libre. Además, tampoco es obligatorio limitarse al propio campo laboral, la imaginación y la predisposición pueden hacer más llevadera la cuesta de septiembre

Olvídate de la partida dedicada a ocio: el presupuesto que se destina a la vida cotidiana se distribuye de forma personal por cada individuo. En época de apretarse el cinturón lo normal es distinguir entre necesidades básicas y necesidades superfluas o prescindibles. Puede que necesitemos comprar leche para el desayuno pero podremos prescindir de la caña del fin de semana. ¿Cómo se quedan las cuentas eliminando los gastos prescindibles? Si los de ocio lo son y los eliminamos durante una temporada puede ayudar a mantener el presupuesto a flote.

Tira de despensa y congelador: es otra de las formas de reducir gastos, haciendo una reducción en la lista de la compra. La idea es no dejar de consumir lo básico para llevar una alimentación sana sino reducir este gasto, en la medida de lo posible, aprovechando lo que haya en la despensa y/o el congelador.

Periodista

Me incorporo a iAhorro en 2013 para apoyar la parte de contenidos. Escribo sobre lo que, de un modo u otro, esté relacionado con el ahorro en gastos cotidianos. Anteriormente, he forjado mi vida laboral en diversos medios de comunicación, como prensa escrita, radio o televisión, colaborando en distintos departamentos.

Pregunta a nuestros expertos

Publicidad
Escucha los Podcast de iAhorro
Publicidad

Artículos por tema