31 agosto 2017

Los gastos fijos de una casa representan una cantidad importante del presupuesto de mantenimiento de un hogar. Tanto los que viven de alquiler como los que viven en casa propia tienen que afrontar pagos como el de la factura de luz, la factura del gas o el coste de las revisiones de instalaciones.

Optimizar el buen funcionamiento del hogar y algún que otro truco ayudará a que el titular de las facturas a pagar le cueste lo menos posible. Habrá casos en que un análisis lleve a ahorrar mucho y otros en los que permita gastar una pequeña cantidad. El que esté en el primer caso experimentará una satisfacción y tendrá un dinero extra. El que esté en la segunda situación no tendrá una recompensa tan inmediata pero la suma de un ahorro constante acaba representando una cantidad considerable con el tiempo.

¿Cómo prepararse para encender la calefacción?

La calefacción es un gasto extra en invierno y puede elevar la factura de los gastos considerablemente. El momento para prepararse y conseguir que sea lo menor posible es ahora.

Las instalaciones han de estar en buen estado para asegurar un consumo eficiente y que no haya fugas. Hacer una revisión evitará este gasto innecesario. Por otro lado, también se podrán detectar deterioros incipientes en caso de que los haya y evitar arreglos futuros que supongan gastarse un gran presupuesto.

El suministro con el que se consigue calentar un hogar es una factura más a pagar. Habrá que revisar que el suministro es el adecuado para nuestro tipo de vivienda y el más barato de los que nos interesa. Puede que sea el momento de hacerse la pregunta de si conviene cambiar de electricidad a gas natural o buscar alguna otra alternativa.

En caso de estar seguro de tener el adecuado, estudia el sector por si hay alguien que te ofrezca el mismo suministro con mejores precios. Esto puede pasar, por ejemplo, si consumes electricidad para calentar las estancias. En este caso, analiza las ofertas y precios de otras compañías. Si encuentras una alternativa mejor ten en cuenta que tienen la obligación ambas compañías de mantener el flujo de electricidad durante todo el proceso del traspaso.

La infraestructura de tu hogar también puede representar una amenaza para el consumo eficiente de calefacción. Las fugas de calor se dan sobre todo por imperfecciones o desperfectos en ventanas o puertas. Si encontramos puntos por los que el aire interior salga al exterior habrá que taparlos para conseguir ahorrar en calefacción.

Facturas a punto

Además de saber si tu compañía eléctrica es la que mejor servicio y precio por el combustible te ofrece habrá que hacer ese mismo ejercicio en todas las compañías que están contratadas. Las compañías telefónicas son una de las que más ofertas y tarifas cambian. Comprobar que está contratada la adecuada es una tarea que se debería hacer periódicamente y en septiembre especialmente porque con la vuelta al cole aparecen promociones en este sector.

Además de saber si la empresa es la adecuada también hay que comprobar cada cierto tiempo si la factura es correcta. Una de las que más variaciones puede experimentar es la factura de la electricidad. Especialmente si no hemos contratado el tramo de potencia que necesitamos, este es un coste fijo que representa una gran parte de lo que pagamos en la factura. Reducirlo, si los gastos de nuestro hogar nos lo permiten, puede suponer un ahorro constante en todas las siguientes facturas.

Periodista

Me incorporo a iAhorro en 2013 para apoyar la parte de contenidos. Escribo sobre lo que, de un modo u otro, esté relacionado con el ahorro en gastos cotidianos. Anteriormente, he forjado mi vida laboral en diversos medios de comunicación, como prensa escrita, radio o televisión, colaborando en distintos departamentos.

Pregunta a nuestros expertos

Publicidad
Escucha los Podcast de iAhorro
Publicidad

Artículos por tema