Cómo ha cerrador el euríbor 2018 y cómo ha afectado a los hipotecados

La cuota de las hipotecas ha subido en diciembre unos 5 euros al mes.


35 meses en negativo. El euríbor sigue haciendo historia mes tras mes, en diciembre el indicador hipotecario cerró en el -0,129%. A pesar de seguir en datos negativos, la tendencia de los últimos nueves meses del euríbor ha cambiado al alza después de que en marzo tocara fondo al registrar un -0,191%. A pesar de que el euríbor va subiendo poco a poco, el 62,4% de las hipotecas que se firmaron en octubre fueron a tipo de interés variable y el 37,6% a tipo fijo, según los últimos datos de Instituto Nacional de Estadística (INE). Cuáles son las mejores hipotecas de enero 2019

El cambio de tendencia del índice coincide con la nueva política del Banco Central Europeo (BCE). La institución puso fin en diciembre a las compras de deuda después de cuatro años, ahora solo reinvertirá los vencimientos.  La mayoría de los expertos coinciden en que el euríbor llegará al cero durante 2019 aunque no se atreven a especificar en qué trimestre del año. 

El tipo medio al que las entidades españolas concedieron créditos para hipotecas en noviembre fue del 2,009%, lo que le sitúa en el nivel de julio de 2016 cuando alcanzó el 2,007%, según los datos del Banco de España. En octubre de 2018, el tipo medio se situó en el 1,932% por lo que en solo un mes ha aumentado un 0,077%. 

En cuanto a la TAE, el precio de las nuevas hipotecas también subió en noviembre por segundo mes consecutivo hasta situarse en el 2,28% TAE, lo que supone volver a los máximos anuales registrados en agosto y rozar niveles no vistos desde enero de 2017.
 

Las hipotecas suben 60 euros al año

A los ciudadanos que les haya tocado revisar su hipoteca este mes de diciembre pagarán unos 5 euros más al mes en comparación con el año pasado. De esta manera, las nuevas cuotas del préstamo supondrán un incremento de 60 euros al año para el hipotecado. Para hacer estos cálculos hemos tenido en cuenta una hipoteca de 200.000 euros a 20 años con un tipo de interés de euríbor +0,99%. 

El indicador comenzó enero en el -0,189%, todo hacía indicar que este podía ser tope del euríbor, sin embargo, un mes después volvió a bajar y se situó en el -0,191%. Esta cifra la mantuvo en marzo y pasará a la historia como el mínimo histórico del índice.  El máximo histórico del euríbor se registro en agosto de 2008 cuando comenzó el mes en el 5,39%. 

Si el euríbor volviera a subir hasta el 5,3% el hipotecado de nuestro ejemplo vería como se incrementa su mensualidad 559 euros, una cantidad que se dispararía hasta los 6.708 anuales. 

La política expansiva de Mario Draghi fue clave para que el indicador hipotecario cayera por primera vez en su historia a terreno negativo, una tendencia que se mantuvo por las sucesivas decisiones monetarias de Draghi que han mantenido esta tendencia más casi tres años. Tras el fin de la política expansiva queda por ver como reaccionará el euríbor.