¿Qué es la inflación y cuáles son sus variables?

La Inflación siempre tiene consecuencias sobre el ahorrador, sobre el inversionista, sobre el deudor, sobre el prestamista y sobre el consumidor.

La inflación es algo que siempre debemos tener presente a la hora de conjugar los beneficios obtenidos en nuestras inversiones, pues será la encargada de dar el interés real a una inversión. De poco sirve obtener una plusvalía de un 1% si la Inflación es del 2%; si así es, el resultado será negativo: -1%.

Antes de entrar en materia de Inflación necesito introducir un concepto por todos conocido: el IPC (Índice de Precios de Consumo). En una economía de mercado, los precios están sujetos a cambios constantes debido, principalmente, a la ley de la oferta y la demanda. En consecuencia, este índice mide, en porcentaje, la evolución de los precios de una cesta de bienes y servicios que representa el consumo de una familia media, siendo este índice el que precisamente se suele usar para medir la Inflación. La medición se realiza contabilizando el valor de una serie de productos que un consumidor promedio requiere para vivir mensualmente en el seno de una familia, de esta forma se determina cuánto dinero se necesita, de forma aproximada, para vivir en un momento y lugar determinado.

¿Qué es una SICAV?

Aclarado el concepto de IPC, veremos qué es la Inflación y algunas de sus variables como la Deflación, Hiperinflación, Desinflación, Estanflación y la Reflación.

Inflación

Inicialmente, el término inflación se usaba para indicar que la moneda de un determinado país había sido inflada artificialmente por encima de las reservas que identificaban la cantidad de moneda del país en cuestión.

Hoy en día este término indica el aumento generalizado y sostenido de los precios en un periodo determinado de tiempo. Dicho de otra forma, muestra el desequilibrio entre la oferta y la demanda de bienes y servicios y la cantidad de dinero disponible en un determinado momento para comprar esos bienes.

Por lo anterior, la inflación muestra la disminución del poder adquisitivo de la unidad monetaria pues con dicha unidad se pueden comprar menos bienes y servicios. El IPC es el que mostrará la tendencia de la Inflación al ser el índice ponderado para la muestra. Al no subir todos los precios por igual, se necesita una media ponderada de los mismos. Por lo tanto, para que exista Inflación no deben ser compensadas las subidas de algunos bienes y servicios con la bajada de otros.

La Inflación puede estar provocada por múltiples causas, pero creo que las principales son:

  • Inflación de Demanda: Sucede cuando la demanda de un bien o servicio sube más rápido que la oferta, provocando en el sector productivo una diferencia difícil de alcanzar.
  • Inflación de Costes: En este caso son los costes de producción los que suben junto con los salarios lo que provoca un aumento del servicio.
  • Inflación de Oferta Monetaria: Se produce cuando los Bancos Centrales adoptan una política monetaria expansiva lo que provoca un aumento de la demanda, es decir, provoca un desfase entre producción y demanda.
  • Inflación Estructural: Se produce cuando suben los precios de forma generalizada y continuada provocando una difícil salida de esta situación debido al desequilibrio de los mercados.
  • Inflación Subyacente: Es la variación de los precios de bienes y servicios del IPC, excluyendo los bienes energéticos y sin elaborar, eliminando así los factores transitorios y sin rumbo de la economía.

La inflación siempre tiene consecuencias sobre el ahorrador, sobre el inversionista, sobre el deudor, sobre el prestamista y sobre el consumidor. Sobre el ahorrador, en el sentido de que según vaya pasando el tiempo su dinero vale menos. Sobre el inversionista, en que tendrá en cuenta los intereses ganados menos los de la Inflación. Sobre el deudor, en que según pasa el tiempo debe menos dinero. Sobre el prestamista, en que según pasa el tiempo el dinero que le deben vale menos. Y, sobre el consumidor, que ve como suben los precios mientras se estancan los salarios provocando que con el mismo dinero se obtienen menores bienes.

Los expertos nos tranquilizan diciendo que una Inflación controlada es buena para la economía de un país y sus residentes, calculándola sobre un objetivo del 2%, de ahí que los Bancos Centrales tengan muy en cuenta este dato para subir o bajar el precio del dinero intentando mantener el equilibrio entre el dinero, los bienes y los servicios.

Hiperinflación

La hiperinflación no es más que una Inflación muy alta en la que los precios aumentan muy rápido mientras que el dinero pierde valor al mismo ritmo. Los economistas la definen como un ciclo inflacionario sin lograr el equilibrio y los periodos de estudio son mucho más pequeños que en el caso de la Inflación.

Las consecuencias ya las enumeré anteriormente, pero en este caso sobredimensionadas.

Las causas vienen dadas por catástrofes, degradación de la moneda de una forma abrupta, guerras o drásticos cambios políticos.

Para solucionar la hiperinflación se reduce el gasto público y se altera la base de la moneda de una manera sobrenatural.

Deflación

La deflación, según el FMI, es la bajada generalizada y prolongada durante dos semestres, como mínimo, del nivel de precios de bienes y servicios.

Se produce una caída de la demanda y suele tener consecuencias más negativas que la inflación.

Al bajar los precios, el sueldo aumenta, generando un incremento del ahorro, dando lugar a pensar que en el futuro el dinero valdrá más y que los precios seguirán bajando. Esto significa que, si hay intenciones de comprar algo, se esperará con la intención de que baje más su precio, consiguiendo que el consumo se rebaje a extremos peligrosos para la economía en general.

Al caer la demanda, las empresas reducen sus beneficios, reducen costes y aumenta el paro, provocando una disminución de la demanda porque los nuevos parados dejarán de comprar.

¡Contrata tu seguro de hogar!

2 noches de hotel gratis

Desinflación

La desinflación es una desaceleración de los precios sin llegar a ser cero. Es decir, es una Inflación mínima, pero sin llegar a ser deflación.

Suele coincidir con una mejora lenta de la economía pues permite ajustes de precios entre bienes y servicios.

Estanflación

La estanflación es un momento de la economía en que, habiendo Inflación, se produce un estancamiento generalizado y la Inflación no baja.

En este caso, nos encontramos con un país en recesión y con inflación, provocando un estancamiento económico al crecer los precios y el desempleo. La estanflación dejará abierta la puerta a una crisis.

Reflación

La reflación es un periodo de Inflación con una recesión. La Inflación es motivada por una política expansiva de los bancos centrales y los gobiernos con la finalidad de estimular la producción, pudiendo dar lugar a una superproducción difícil de colocar y originando una caída desmesurada de los precios.

Lista de artículos más recientes

¿Han tocado fondo las hipotecas fijas?
¿Han tocado fondo las hipotecas fijas?

En febrero de 2016, este tipo de hipotecas suponían el 10% de los préstamos para vivienda contratados por los españoles. En ese momento, nadie podía imaginar que las hipotecas fijas se iban a poner de moda y llegarían a suponer más del 40%.

Cómo realizar compras por internet de forma segura
Cómo realizar compras por internet de forma segura

La mayoría de las páginas webs de compras online han mejorado sus estándares de seguridad, pero eso no significa que no debas prestar atención a algunas pautas de seguridad que te permitirán conciliar el sueño cada noche.

¿En qué te puede ayudar iAhorro Hipotecas?

iAhorro es un comparador financiero donde puedes encontrar toda la información sobre las hipotecas del mercado. Te ayuda a comparar para hacer una buena elección y ahorrar dinero. iAhorro te acompaña en todo el proceso de contratación para que tomes las mejores decisiones financieras.

Inicia sesión o publica como anónimo


Contamos con más de 40 expertos independientes para responder gratis a tus preguntas.