Si eres de Banco Mediolanum ya puedes utilizar Google Pay

Banco Mediolanum es el quinto banco en España que se une a la plataforma


Banco Mediolanum se convierte en el quinto banco español que ofrece a sus clientes la posibilidad de pagar con Google Pay. El uso de Google Pay permite realizar pagos con un teléfono inteligente, sin necesidad de tener una tarjeta física encima.

Una comodidad que viene de la mano de las nuevas tecnologías y que Banco Mediolanum pone al servicio de sus más de 123.000 clientes. Incorporar este servicio confirma el compromiso de Banco Mediolanum con la transformación digital y con facilitar las gestiones de sus clientes aprovechando las novedades del sector. Vittorio Colussi, Consejero Delegado de Banco Mediolanum, ha señalado que “con la adopción de Google Pay ponemos la innovación y la tecnología al servicio de nuestros clientes. Este tipo de aplicaciones facilitan la rutina de nuestros clientes, agilizando mucho más sus gestiones financieras”

 

Ventajas de Google Pay


Pagar con el teléfono: La posibilidad de pagar con el teléfono hace que sea innecesario llevar la tarjeta encima y, en la mayoría de los casos, supone poder salir de casa sin cartera. Menos elementos que cargar cuando haces recados, vas al trabajo o quedas con amigos.

Disponer de varias tarjetas en el teléfono: Google Pay permite vincular varias tarjetas a un mismo usuario. Es una ventaja para aquellos que suelan utilizar de forma habitual varias tarjetas en función del gasto que se vaya a realizar. Por ejemplo, una tarjeta específica para compras online o una específica para los gastos del hogar que se comparten.

Seguridad: Google Pay nace con la garantía de seguridad que ofrece Google, un gigante de la tecnología. El sistema que utiliza Google Pay protege los datos financieros de las tarjetas de forma continua con un sistema automatizado.

Seguimiento de tus transacciones: Además de pagar con el teléfono móvil desde cualquier dispositivo puedes hacer un seguimiento, en el propio Google Pay, de las transacciones que se realizan con las tarjetas adheridas.

Tanto para compras físicas como online: Se pueden realizar pagos tanto en comercios online como en comercios físicos. Esto significa que la seguridad que ofrece se puede aplicar para la compra en cualquier tipo de establecimiento que permita el pago con Google Pay.

Especial para viajeros: Además de la comodidad genérica que supone tener todas las tarjetas en un mismo dispositivo y pagar con el móvil, también ofrece la posibilidad de guardar las tarjetas de embarque. Los más previsores también pueden llevar ambos sistemas de pago: las tarjetas tradicionales y la aplicación vinculada para utilizarlas a través del teléfono.

 

¿Cómo funciona Google Pay?


El pago con el móvil es una de las revoluciones tecnológicas que han aparecido en los últimos años en relación al pago electrónico. La incorporación de la tecnología al mundo de las finanzas ha supuesto mejorar los servicios que se les ofrece al cliente, especialmente en rapidez y comodidad. Google Pay es un ejemplo de este tipo de ventajas.

Tener la aplicación en el teléfono, darse de alta, vincular las tarjetas a la aplicación y empezar a usarla. Pasos simples y sencillos que llevaran minutos. Las tiendas donde se puede usar la aplicación son tanto físicas como online, puedes saber si está permitido si ves alguno de los símbolos que lo indican.


 

Además, el seguimiento de las transacciones se pueden realizar tanto en la aplicación como en la web.