¿Cuáles son los mejores depósitos con poca vinculación con la entidad?

Tres opciones interesantes


Tradicionalmente los depósitos han sido uno de los productos favoritos para los ahorradores, sobre todo para aquellos con un perfil más conservador. Pero no se vive del pasado, y ahora las cosas son muy distintas. Las entidades se han visto obligadas a reducir la rentabilidad de uno de sus productos estrella debido a que el Banco Central Europeo decidiera bajar los tipos de interés a mínimos históricos y no solo eso sino además mantenerlos ahí.
Dentro de que en general la rentabilidad ha disminuido –muy lejanos quedan ya los depósitos que remuneraban un 4% o 5%-, hay entidades que han apostado por depósitos que ofrecen las más altas rentabilidades, eso sí, a cambio de establecer una vinculación medio alta con la entidad a través de otros productos.
Pero ¿qué entidades ofrecen depósitos con una remuneración interesante sin tener que establecer una alta vinculación con ella?

Tres opciones interesantes


Aquí mostramos los depósitos con mejor rentabilidad con la mínima vinculación con la entidad –una cuenta corriente como mínimo en la que abonar los intereses, o ni eso-, pero para nuevos clientes, es decir para dinero nuevo para la entidad.

  • Depósito Self. Esta entidad que es puramente online es capaz de ofrecer un depósito a tres meses con una rentabilidad del 3% TAE para nuevos clientes, que se abre automáticamente con el primer ingreso que se realice en la cuenta de ahorro. No tiene importe mínimo pero sí máximo, que es de 15.000 euros. Una ventaja es que no tiene comisiones por cancelación anticipada, por lo que es posible recuperar todo el dinero en el momento que se necesite y con los intereses que se hayan generado hasta la fecha del rescate.

  • Banco Mediolanum y el depósito 2.00. El propio nombre indica su rentabilidad, un 2% TAE para un depósito con una duración de tres meses y para el que la aportación deberá ser de 5.000 euros como mínimo y hasta 100.000 euros como máximo. Al vencimiento se abonan los intereses y no es posible realizar aportaciones adicionales y tampoco cancelaciones parciales –se explica por el plazo tan reducido del depósito-.

  • Depósito de Bienvenida de ING Direct. También para nuevos clientes, ING Direct ofrece un depósito a tres meses con una remuneración del 1,90% TAE. Este depósito, al igual que ocurre con Self Bank, se abre automáticamente en el momento en que se abre la Cuenta Naranja y se realiza el primer ingreso. Pasado el plazo de 3 meses, tanto el capital como el abono de los intereses pasarán a la cuenta, y ahí empiezan a tener una rentabilidad del 0,50% TAE.


¿En qué fijarse en un depósito?


Tal y como aparece en la Guía de Ahorro de iAhorro, hay cuatro aspectos clave en los que hay que prestar atención a la hora de contratar un depósito.
Por un lado, el plazo, ya que será necesario conocer en qué periodo de tiempo creemos que no necesitaremos ese dinero para que trabaje por nosotros y obtener la rentabilidad esperada.
En segundo lugar, el capital, saber si existe capital mínimo y máximo y determinar cuánto destinar a la inversión.
En tercer lugar, quizá el aspecto que más interese y llame la atención, la rentabilidad, que deberá estar expresada en TAE y/o en interés nominal anual. Y por último y no por ello menos importante, las posibilidades de cancelación anticipada, conocer si está permitida de forma total o parcial y en qué términos, es decir si penalizan o no.

Sobre el autor del artículo.

Redactora de contenidos formada en el campo de la Publicidad y las Relaciones Públicas por la Universidad Rey Juan Carlos. Me incorporo a iAhorro en 2014 motivada por aportar información clara y transparente sobre el mundo del ahorro y las finanzas.

Más artículos del autor.

Ya hay luz verde para la compra de Ono

Ya hay luz verde para la compra de Ono

Estoy jubilado, ¿puedo pedir un préstamo?

Estoy jubilado, ¿puedo pedir un préstamo?

¿Cómo contratar un seguro de coche online?

¿Cómo contratar un seguro de coche online?

TEST iA: Cultura financiera NIVEL 2 ¿Te atreves?

TEST iA: Cultura financiera NIVEL 2 ¿Te atreves?