¿Es la dación en pago incompatible con la devolución por cláusulas suelo?

¿Cabe reclamación?


La dación en pago ha sido una “solución” para muchos hipotecados que ante dificultades para hacer frente al pago de las cuotas de la hipoteca, acordaron con la entidad bancaria la entrega del bien inmueble a cambio de satisfacer la deuda hipotecaria (en muchas ocasiones insuficiente, ya que el valor de mercado era inferior a la deuda, por lo que parte de la deuda se mantiene).

Desde 2012 han sido más de 6.000 familias las que se han acogido a ella, por lo que habría que ver cuántas de esos hipotecados contaban con una cláusula suelo en su hipoteca y cuántos podrían reclamar su nulidad. En cualquier caso, la pregunta reside en si es posible que alguien acogido a la dación en pago podría reclamar por cláusulas suelo.

¿Cabe reclamación?


Para la experta en derecho inmobiliario Chantal Catalá , doctora en derecho procesal y titular del despacho Catalá Advocats es importante el matiz del tiempo transcurrido, ya que hay quien cree que pasados 4 años del fin de la hipoteca (dación en pago) no es posible reclamar. El quiz de la cuestión para Catalá está en que para ella “las cláusulas suelo no son anulables (4 años para denunciarlas) sino nulas de pleno derecho, y la nulidad no plena no prescribe”. Es por ello que Chantal Catalá entiende que una cláusula suelo nula de pleno derecho, hayan pasado o no 4 años desde la dación en pago, es reclamable.

Pero más allá de la posibilidad de reclamar en base al tiempo transcurrido desde la dación en pago, entra en juego un factor más: lo que establezca el contrato de dación en pago. Las condiciones firmadas y pactadas para que se produjese la dación en pago son claves, ya que podría ocurrir que en dicho contrato existiera una renuncia a reclamaciones posteriores, claro que aquí Catalá también se cuestiona si esa renuncia a reclamaciones futuras es “forzada” o acordada por las partes.

En cambio Francisco López, abogado especializado en derecho bancario y consumo, incide en que existen casos en los que es posible que la acción de nulidad pueda extinguirse, concretamente por “la aplicación de los artículos 1.309 al 1.314” del Código Civil, lo que lleva a Francisco López a alertar de ello en caso de que el reclamante (acogido a dación en pago) haya “firmado documentos posteriores al contrato original”

En lo que ambos expertos están de acuerdo es en la necesidad de actuar con prudencia y cautela y sobre todo leyendo y estudiando en primer lugar la escritura de dación en pago, ya que ahí residirán las respuestas y/o las posibilidades de reclamación.

Del mismo modo ocurriría con los gastos de formalización de la hipoteca ya que habría que acudir a la escritura de la dación en pago para conocer si ha habido renuncia a reclamaciones o si por el contrario cabría la posibilidad de reclamación. En cualquier caso, son muchas las voces que opinan que cuando se produce la dación en pago, la hipoteca y por lo tanto la deuda ha quedado extinta, lo que cabría pensar que también ha llevado a la extinción de posibles acciones legales.

¿En qué te puede ayudar iAhorro Hipotecas?

iAhorro es un comparador financiero donde puedes encontrar toda la información sobre las hipotecas del mercado. Te ayuda a comparar para hacer una buena elección y ahorrar dinero. iAhorro te acompaña en todo el proceso de contratación para que tomes las mejores decisiones financieras.

Inicia sesión o publica como anónimo


Contamos con más de 40 expertos independientes para responder gratis a tus preguntas (en menos de 24 horas).