¿Más libertad o más regulación? entrevista a Vicente Varó

Entrevista a Vicente Varó


Siguiendo con  nuestra serie de entrevistas a profesionales de primera línea cuya labor se relaciona con alguno de los productos que iAhorro analiza, llega el turno de Vicente Varó, community manager de la red social de inversores conocida como Unience. Su faceta como experto online es más que conocida, pero ahora toca el turno de saltar al medio escrito en papel, también; su reciente libro '¿Para qué sirven realmente los mercados financieros?' está teniendo una muy buena acogida entre profesionales y gente interesada en entender la crisis y la influencia de los mercados en nuestra vida cotidiana.


Es un periodista especializado en finanzas que ha trabajado en medios como el Financial Times, el Economista y Expansión, publicación en la que sigue colaborando. Licenciado en Periodismo por la Universidad de Navarra, ha realizado el Programa Superior de Gestión de Carteras del Instituto de Empresa. Colabora como asesor en el Comité de Comunicación de EFPA España y forma parte del claustro docente del Posgrado en Community Manager y Social Media de la Universidad de Barcelona. Y además de este impresionante curriculum, es un buena amigo de un servidor desde los inicios de mis andanzas online. Por todo ello es un verdadero placer poderle entrevistar, ya que sin duda sus respuestas aclararán muchas zonas de sombra de la economía actual.

Entrevista a Vicente Varó


Nuestra primera pregunta, aunque obvia, no por ello es menos relevante: ¿sirven de algo los mercados para el interés del ciudadano medio español?

Desde luego, por eso los utilizamos casi a diario. Por ejemplo, al firmar una hipoteca para comprar una casa, al contratar un seguro, al pagar con tarjeta de crédito, al intentar sacar rentabilidad a nuestros ahorros… Los mercados financieros, en su etimología, son intercambios destinados a alcanzar metas, objetivos. Y para eso los utilizamos, con mayor o menor acierto. Es lo que intento explicar de un modo sencillo, para que cualquiera lo entienda, a lo largo del libro, explicando qué, cómo y quiénes formamos parte de esos mercados.

En tu libro diferencias entre bancos tradicionales y bancos de inversión. ¿Podrías explicar brevemente a nuestros usuarios en qué consiste esta diferencia?

Los bancos tradicionales son aquellos que tienen como objetivo ganar dinero por la diferencia entre los intereses que cobran por prestar dinero y los que pagan por conseguir ese dinero que después prestan. Los bancos de inversión son los que tienen como objetivo ganar dinero ofreciendo a empresas o entidades financieras servicios para conseguir financiación o vender una empresa.

Por ejemplo, en la crisis subprime, los bancos tradicionales eran los que concedían las hipotecas y los de inversión los que troceaban los derechos de cobro de las letras y las empaquetaban para vendérselas a los fondos de inversión, de modo que los bancos tradicionales obtenían más recursos que podían volver a prestar.

Tenemos actualmente bancos nacionalizados que se pretenden subastar por cantidades simbólicas y con esquemas de protección de activos a costa del erario público. ¿Cómo ves la posibilidad de crear una banca pública en España?

La experiencia reciente de España con la ‘banca pública’ ha sido desastrosa. Las antiguas cajas, las que hemos rescatado hasta ahora, eran lo más parecido a la ‘banca pública’. No tenían ánimo de lucro y, en teoría, sus beneficios sí se socializaban, a través de la obra social. Pero la falta de profesionalidad en la dirección nos ha costado muy cara, porque al final las decisiones se toman en función de intereses políticos o particulares. Espero que no tropecemos de nuevo en la misma piedra.
La experiencia reciente de España con la ‘banca pública’ ha sido desastrosa

Como community manager de Unience, ¿hasta qué punto son importantes las redes sociales para el inversor? ¿Realmente ayuda compartir experiencias o es un mero ejercicio de exhibicionismo con escasa información útil para el resto de la comunidad?

La experiencia nos está demostrando que son muy útiles. Es lo que nos dicen a menudo los inversores que participan en Unience o, sobre todo, los que no participan activamente pero siguen a otros inversores. Hay una gran necesidad, y más en España, de que quienes tienen conocimientos financieros sean accesibles, para que la cultura financiera aumente. Y eso es lo que hacemos las redes sociales, poner en contacto a personas que han recorrido un camino con otras que lo quieren transitar. No sólo entre inversores y ahorradores particulares, sino aportando transparencia y una conversación real entre las entidades y los clientes.

La opinión pública parece que ha dado por buena la idea de que los mercados financieros han sustituido a la voluntad popular a la hora de gobernar los países democráticos. ¿Qué opinión tienes sobre esta cuestión?

Creo que los políticos han sido muy hábiles al culpar a los mercados de sus problemas, al mismo tiempo que acuden al mercado cada semana a pedir miles de millones de euros. Es curioso cómo, siendo los mismos actores, cuando la prima de riesgo sube se habla de los ataques de los especuladores y cuando baja se dice que se ha recuperado la confianza de los inversores.

En realidad, los países democráticos somos parte imprescindible del mercado. Para que haya mercado no basta con que haya inversores o prestamistas, es necesario que haya una parte que necesite esa inversión o esos préstamos. Si no, no hay mercado, sólo hay inversores y prestamistas sin nada que hacer. Quienes precisamos de esos recursos podemos ser los ciudadanos, de forma individual, o bien como estado, de modo colectivo.

Cuando uno gasta más dinero del que ingresa, se autogenera cierta dependencia del prestamista. Si quienes nos prestan el dinero ven que nos lo malgastamos, es lógico que nos pidan que nos controlemos para seguir prestándonos, porque lo que quieren es recuperar su dinero con los intereses convenidos. La forma de evitar esa dependencia es no gastar más de lo que ingresamos. Y esto sí depende de la voluntad popular en última instancia.
Cuando uno gasta más dinero del que ingresa, se autogenera cierta dependencia del prestamista

Un inversor en bolsa y demás productos financieros relacionados, ¿aporta algo a la economía real o es un mero jugador de casino?

Es innegable que para determinados participantes en el mercado es lo más parecido a un casino. De hecho, ciertos productos de operativa bursátil a corto plazo o en derivados financieros no dejan de ser apostar al rojo o al negro, en versión financiera. Pero al mismo tiempo, las bolsas o los mercados de deuda resultan esenciales para la economía real. Las empresas salen a bolsa o emiten bonos para obtener financiación con las que acometer sus proyectos; los inversores, con sus decisiones, dirigen su ahorro a los proyectos más rentables… En los mercados de divisas, hay una enorme cantidad de operativa ‘casinesca’, pero nadie duda de que poder cambiar dólares por euros aporta a la economía real.

En tu obra comentas la posibilidad que tiene el BCE de “imprimir” billetes y del peligro que ello tiene en cuanto a generador de inflación. ¿Podrías explicar este punto de una forma sencilla para que todos lo podamos entender?

En estos tiempos no es necesario darle a la impresora para introducir euros, dólares o yenes en el sistema financiero. Lo que hacen los bancos centrales, por ejemplo, es prestar dinero a los bancos a cambio de que estos dejen como garantía préstamos que en realidad son prácticamente fallidos. El objetivo es que ese dinero llegue a ciudadanos y empresas, para animarles a consumir. Lo que buscan es frenar la rueda de la depresión económica, incentivar la inversión y el consumo. El problema es, una vez que lo han conseguido (lo cual no es sencillo), que la rueda empiece a girar demasiado rápido en la dirección contraria. Como parece que el consumo se anima, los comercios ven la posibilidad de subir los precios. Los trabajadores piden más subidas salariales, lo que lleva a subir más los precios… Un circulo vicioso que puede acabar en la desconfianza total en el dinero, si se llega a la hiperinflación. Parece muy alejado de la realidad, pero ni mucho menos. Las revueltas en Brasil han empezado porque la gente estaba harta de las subidas del nivel de vida. Y una nueva subida del precio del transporte dinamitó la situación.
Las revueltas en Brasil han empezado porque la gente estaba harta de las subidas del nivel de vida

¿Crees que los que estamos hoy en día en activo acabaremos cobrando una pensión? ¿Ayudan los mercados al Estado del Bienestar o lo dinamitan?

Cobraremos pensión, pero a todas luces insuficiente para alcanzar el nivel de vida que esperamos. Respecto a la segunda pregunta, quienes buscamos el Estado del Bienestar somos quienes acudimos al mercado para intentar alcanzar nuestros objetivos. Como no nos llega con el dinero que vamos ahorrando para cubrir nuestros gastos al jubilarnos, salimos a pedir dinero prestado a otros o a invertirlo en negocios con la esperanza de que nuestros euros se multipliquen y en el futuro podamos consumir más.
Cobraremos pensión, pero a todas luces insuficiente para alcanzar el nivel de vida que esperamos

En un capítulo de tu libro te haces una pregunta que sería muy interesante que nos resolvieras: ¿Más libertad o más regulación?

Se ha convertido en el gran debate teórico de nuestro tiempo. Los defensores del libre mercado culpan a la injerencia política de los males actuales y los detractores de ‘los mercados’ señalan la falta de regulación como el epicentro de la crisis. Incluso hay documentales en ambos sentidos. En mi opinión, la clave está en una mejor regulación, que no necesariamente tiene que ser mayor ni menor. Y la dinámica histórica nos ha demostrado que tanto en los periodos en los que se ha aumentado exageradamente la regulación como en los que se hace más laxa se ha incurrido en importantes desequilibrios o en débil crecimiento.

Para finalizar, una duda que mucha gente tiene: ¿el FMI se ha equivocado con su política de austeridad draconiana a los países rescatados o, en realidad, sabía lo que iba a pasar y ahora finge sorpresa?

El FMI se ha equivocado tantas veces que me cuesta pensar que realmente supiera lo que iba a ocurrir. Los modelos de predicción del futuro se han revelado ineficaces a lo largo de la historia. Los humanos tendemos a proyectarnos hacia el futuro extendiendo lo ocurrido en el pasado, pero la realidad luego nos sorprende. Ocurren acontecimientos inesperados que nos cambian la vida.
 El FMI se ha equivocado tantas veces que me cuesta pensar que realmente supiera lo que iba a ocurrir

Muchas gracias Vicente Varó por concedernos la entrevista y por aportar cultura financiera en los medios y con libros tan interesantes como '¿Para qué sirven realmente los mercados financieros?'

Otras entrevistas en iAhorro que pueden interesarte


Marc GarrigasaitCon un mercado libre, el 90% de los bancos valdrían hoy 0 en bolsa.

Daniel Lacalle: Todos somos el mercado.

Fernando Zunzunegui: El crédito ya está bloqueado.

 

Lista de artículos más recientes

¿Cuáles son los mejores préstamos de octubre de 2019?
¿Cuáles son los mejores préstamos de octubre de 2019?

Octubre vuelve a arrancar con pocas novedades en préstamos al consumo a la espera de una campaña de Navidad en la que el crecimiento del consumo y la mayor demanda de este tipo de financiación puede llevar a un abaratamiento de costes

¿Cuántos índices hipotecarios hay?
¿Cuántos índices hipotecarios hay?

Al hablar de hipotecas, necesariamente hay que hablar de índices hipotecarios. Principalmente porque son los que establecen el precio que se pagará por la hipoteca a tipo variable.

Las mejores hipotecas fijas de octubre de 2019
Las mejores hipotecas fijas de octubre de 2019

El mes de octubre está siendo especialmente positivo para las hipotecas a tipo fijo, con una reducción importante en los tipos de interés de buena parte de estos productos que estrechan su diferencial con respecto a las variables

¿En qué te puede ayudar iAhorro Hipotecas?

iAhorro es un comparador financiero donde puedes encontrar toda la información sobre las hipotecas del mercado. Te ayuda a comparar para hacer una buena elección y ahorrar dinero. iAhorro te acompaña en todo el proceso de contratación para que tomes las mejores decisiones financieras.

Inicia sesión o publica como anónimo


Contamos con más de 40 expertos independientes para responder gratis a tus preguntas.