Productos financieros >

Pablo Urgel: convertirse en el mejor comercial de uno mismo

Entrevista a Pablo Urgel

image backgorund post

Foto del experto independiente de iAhorro.com Pablo Urgel

Pablo Urgel Jubera es un profesional con experiencia en el ámbito empresarial y legal, que ha colaborado en diversos proyectos emprendedores y que colabora como experto independiente de la comunidad de iAhorradores desde ya hace mucho tiempo.

Entrevista a Pablo Urgel


El emprendedor


¿Cómo afronta un emprendedor el mercado laboral actual? ¿Qué le recomendarías y contarías a un estudiante que en breve entrará en el mercado laboral sobre la situación actual y cómo prepararse?

De un tiempo a esta parte, se habla mucho de generación perdida, de falta de oportunidades y, en definitiva, de crisis. En el fondo, esto no hace más que ser una prueba más para todo el que quiere desarrollar un proyecto profesional, ya sea por cuenta propia o por cuenta ajena. Quizá haya que invertir más esfuerzos que hace unos años para lograr el objetivo propuesto, pero ese esfuerzo adicional se convertirá en una mayor satisfacción al lograrlo.

Uno tiene que enfocar su plan de carrera como un plan de marketing en el que el producto es uno mismo, y analizar cuáles son sus fortalezas y debilidades, y que es lo que le convertirá en el "producto" escogido, lo que se traduce en determinar que es lo que le hace diferente y le sitúa por delante de sus competidores ante una vacante. Si no lo encuentra, deberá ponerse manos a la obra para obtenerlo y no esperar a que un día el Dios de las oportunidades llame a su puerta.

El siguiente paso, esencial para mí, es convertirse en el mejor comercial de uno mismo. Si no creo que lo que vendo es la mejor alternativa, ¿a quién voy a lograr convencer? Cuando uno se enfrenta a una entrevista de trabajo, o comienza un proyecto empresarial, debe creer en lo que ofrece, y estar preparado para que le cierren la puerta en las narices y que su reacción no sea la frustración, sino dedicar tiempo a ver que tendría que mejorar para lograr abrir esa puerta.

La formación de los empresarios


A lo largo de mi actividad profesional me he encontrado con muchos directivos de pequeñas y medianas empresas cuya formación empresarial era más que insuficiente. ¿Crees que los nuevos gestores y directivos tienen la formación y ganas de un verdadero empresario?

Una buena formación, sin ganas, nos servirá para mal lucirnos en una comida de empresa, pero será insuficiente para ser un buen directivo. En términos de formación, considero que los acontecimientos vividos durante los últimos años, en los que muchos gestores no han sabido, o no han podido, mantener a flote su negocio, han ayudado a llenar los despachos de gente, cada vez mejor formada. En este sentido, cuando hablo de formación no me limito a títulos y diplomas, sino a verdadera preparación y conocimiento acerca de la actividad que se está desarrollando.

Tener ganas es una virtud y no un conocimiento adquirido. La motivación es una de las muchas cualidades que debe reunir un buen empresario, y transmitirla hacia abajo en su empresa. El empresario debe ser el primero que coja los remos cuando el viento no sople a favor, y esto es lo que en muchas ocasiones no se cumple, y las ganas las terminan poniendo los que están por debajo, porque se encuentran más expuestos al riesgo de perder lo que tienen y, lamentablemente, a veces no hay mejor motivación que esa para echarle ganas.

No creo que se pueda generalizar, aunque sí creo que, en aquellos casos en que la motivación es únicamente económica, encontraremos un empresario con carencias. Un buen empresario debe creer en su proyecto y buscar el crecimiento, la satisfacción de terceros, y medir su éxito en otros términos que no sean únicamente los económicos. En mi experiencia, la mayoría de los empresarios con los que me encuentro, son gente relativamente joven y con una alta dosis de motivación, que han tenido la suerte de pasar una crisis económica que les ha permitido aprender la lección nada más empezar a andar, y no cuando ya empezaba a ser tarde para cambiar su modo de pensar.

La función de las empresas: ¿maximizar el beneficio?


¿Qué opinas de la premisa que nos explicaban en la universidad de que la función de las empresas es maximizar el beneficio?

No tengo duda alguna de que ese es el objetivo de cualquier empresa. No obstante, hay que tener en cuenta cuál es el concepto de beneficio que cada cual tiene. La definición general de beneficio es "ingresos menos gastos", pero cada cual sustituirá dichos conceptos por lo que le resulte conveniente, y mientras que los "ingresos" para el accionista son los dividendos, los del gestor deben ser las ventas efectivas. Por ello para que una empresa verdaderamente maximice su beneficio, su equipo directivo no debe confundir la maximización del beneficio con la maximización del valor para los accionistas, ya que esta debe ser la consecuencia última de la anterior.

La función de una empresa debe ser ofrecer un buen producto o servicio, satisfacer una necesidad de la mejor manera posible, sabiendo adaptarse a los cambios del mercado para continuar satisfaciendo dicha necesidad o una necesidad nueva.

La creación de valor para el accionista no es otra cosa que el resultado lógico de un trabajo bien hecho, y por tanto, la consecuencia del fin. Si una empresa centra su estrategia en el accionista, estará perdiendo de vista al cliente, que es la fuente de sus ingresos, y es quien verdaderamente contribuye a incrementar el valor del negocio, lo que se traduce en una verdadera maximización del beneficio.

Financiación para emprendedores


Un emprendedor hoy en día, ¿qué vías de financiación y ayudas tiene a su alcance?

Antes de ir a buscar financiación, tenemos que tener claras un par de cosas: la primera de ellas es saber cuánto voy a pedir, que destino va a tener lo que consiga y hasta donde llegaré con ello. Lo segundo es tener un plan de negocio atractivo para el inversor.

Gracias a la evolución de las comunicaciones, cualquier emprendedor tiene en Internet todas las herramientas para encontrar información acerca de posibles vías de financiación. Tendrá que tener claro cuál es la que más se ajusta a lo que está buscando y lanzarse a por ello.

Una de las formas de financiación que "se ha puesto de moda" es el crowdfunding. Va muy en línea con lo que comentaba de la evolución de las comunicaciones. Consiste en utilizar plataformas web (lanzanos.com, verkami.com, por ejemplo) en las que se presenta el proyecto a los usuarios, y estos deciden hasta donde quieren contribuir mediante donaciones. Además de grupos musicales que han podido grabar su primera maqueta gracias a estas plataformas (Capitán Mandarina, por ejemplo), hay muchos proyectos empresariales que han empezado a andar gracias a este tipo de financiación. He podido conocer de cerca el caso de Wattio, una empresa que propone una solución tecnológica a la eficiencia energética que hace unos meses llevaba levantados más de 100.000 dólares por esta vía.

Cuando la cantidad que buscamos es algo mayor, podemos dirigirnos a business angels o entidades de venture capital. La diferencia entre uno y otro está en que los primeros son particulares, y los segundos son organizaciones, pero en definitiva hacen lo mismo: buscar proyectos que estén empezando para invertir en ellos. En este caso, lo harán a cambio de una participación en nuestro capital, y tendremos que saber venderles bien el proyecto para convencerles.

Actualmente, muchas de las grandes empresas españolas cuentan con un área de venture capital que busca invertir en proyectos relacionados con el mercado en que se mueven. Además, se celebran diversos eventos y ferias, por ejemplo Spain Startup, celebrado hace poco, donde los emprendedores pueden dar a conocer su proyecto y hacerlo llegar a un mayor número de potenciales inversores.

Aunque la financiación bancaria parece ser la más difícil de conseguir, existen los créditos ICO (Instituto de Crédito Oficial), que son una buena alternativa para conseguir financiación.

Además, existen ayudas a nivel local, nacional y supranacional, otorgadas por la Administración Pública, o por entes relacionadas con la I+D, que nos ayudarán a lanzar nuestro proyecto.

Dicho todo lo anterior, aunque será mejor si podemos evitar endeudarnos, esta no debe ser nunca una barrera a la hora de lanzarnos a poner en marcha un proyecto en el que creemos.

La comunidad de iAhorradores


Finalmente, ¿qué destacarías de la comunidad de iAhorradores en la que participas como experto independiente y qué mejorarías, tanto de cara al usuario como para los expertos?

Las empresas se enfrentan cada vez más a usuarios mejor informados gracias a internet, y desde iAhorro se contribuye de forma efectiva a que esto sea así. Los usuarios se encuentran con asesoramiento sobre un amplio abanico de materias: legal, fiscal, finanzas, productos y servicios de todo tipo, lo que contribuye a que en la relación empresa-cliente, ambos participantes cuenten con información completa y veraz.

En mi opinión, la comunidad de iAhorradores tiene dos claves que la hacen única:

  • En primer lugar, los usuarios reciben asesoramiento gratuito por parte de profesionales activos en el área sobre la que asesoran, lo que garantiza que la información recibida está al día.

  • Y, en segundo lugar, los que colaboramos como expertos, lo hacemos de forma altruista por lo que no estamos condicionados por terceros a la hora de aconsejar a un usuario.


Cuando me planteo aspectos que mejorar, reconozco que me quedo atascado. Creo que existe una comunidad muy completa, que permite una interlocución perfecta entre sus miembros. Quizá sería interesante añadir algún sistema que nos permita recibir feedback sobre nuestro asesoramiento y conocer, de mano de los usuarios, hasta qué punto nuestro asesoramiento le ha resultado útil para cada caso concreto.

Muchas gracias, Pablo Urgel, de parte del equipo de profesionales de iAhorro.com y los usuarios que se benefician, día a día, de tu conocimiento, experiencia y ganas de ayudar a que, con más información, la relación entre clientes y empresas esté equilibrada.

Otras entrevistas que te pueden interesar


Raúl Burillo: el control tributario funciona de manera eficiente para los recursos de los que dispone y de forma ineficaz para alcanzar su objetivo real.

Marc Garrigasait: en la nueva situación global, ya no existe ni un solo producto que no tenga riesgos.

 Fernando Gomá y demás autores del libro ¿Hay Derecho?: la normativa hipotecaria adolece de muchos de los males que "adornan" el resto de la legislación en España: es excesiva, cambiante y confusa, y además en ocasiones, como ha ocurrido muy recientemente, es anulada en parte por los tribunales europeos.

Fernando Zunzunegui: es la rigidez de la legislación hipotecaria lo que creaba un riesgo legal, de ruptura del sistema.

Cristina Borrallo: la actuación de la banca no sólo ha afectado a las personas físicas, las empresas también se han visto inmersas en situaciones indeseadas.

Biblioteca Aseguradora: se puede encontrar solución y orientación a las necesidades de protección.


 

Sobre el autor del artículo.



Pau A. Monserrat

Economista experto en productos financieros
@Pmonserrat

Perito economista especializado en productos financieros y divulgador de economía en medios de comunicación. Profesor asociado de Economia Financiera en la UIB | Socio en Futur Finances | Futur Legal | Futur Hipotecas Autor del libro La Banca Culpable (Esfera de los Libros) y coautor del libro La ...

Más artículos suyos:
· El euribor y las hipotecas a tipo fijo en La Voz de Galicia.
· La oficina bancaria tipo en España.
· Riesgo de avalar a tus hijos I: el beneficio de excusión.
· De qué depende que España salga de la crisis en el 2014.

Posts Relacionados