Préstamos preconcedidos

Hipotecas preconcedidas


Los préstamos preconcedidos son un tipo financiación concedida antes que el cliente los pida. Ha leído bien el lector: el banco ofrece dinero a préstamo a un cliente que aún no lo ha pedido. Puede parecer algo raro pero ya hace muchos años que existe; las tarjeta de crédito, de hecho, son créditos preconcedidos.


Los bancos tienen mucha información sobre sus clientes: sus movimientos de cuenta, cómo usan las tarjetas, los pagos de créditos e hipotecas, las propiedades que tienen, su capacidad de ahorro e inversiones, etcétera. Multitud de datos que bien usados permiten a una entidad financiera valorar las necesidades del cliente y lo buen pagador que es. Si bien esta información está limitada al negocio del cliente en el banco, si es un cliente fidelizado, el banco tiene muchos datos.

Los préstamos preconcedidos, por tanto, son préstamos y créditos aprobados de forma automática; el cliente que desea disponer de ellos solo tiene que acudir a su oficina y firmarlos, si no permite la contratación online. El estudio previo, que normalmente se hace después de entregar documentación económica, ya está hecho.

Hipotecas preconcedidas


La novedad es la existencia de préstamos hipotecarios preconcedidos. La base de su concesión es la misma que los préstamos personales, si bien hay que tener en cuenta las diferencias. Lo que se preconcede es una cuota máxima que el banco considera puede pagar el cliente, no la hipoteca en sí.

Me explico: bancos como ING o Sabadell, entre otros, pueden comunicar al cliente que tiene una hipoteca preconcedida hasta una cuota mensual máxima de 600 euros; sin embargo no significa que ya podamos comprar la casa, pensando que tenemos aprobada la hipoteca. Hay más limitaciones a tener en cuenta:

  1. El importe máximo del préstamo hipotecario sí está preconcedido, en base a la cuota máxima calculada y el tipo de interés que haya utilizado el banco para sus cálculos.

  2. Hay que tasar la vivienda que uno quiere comprar para saber el máximo efectivo que nos concederá la entidad, normalmente un 80% de este valor de tasación.

  3. El valor de compraventa también limitará el máximo concedido finalmente, al 80% o 100%.

  4. El propio tipo de inmueble limita la concesión; no es lo mismo una primera vivienda que una segunda, un inmueble urbano que otro rústico; una casa libre o de VPO.


¿Son baratos estos préstamos?


Punto clave. Que un banco nos apruebe un préstamo no implica que lo tengamos que aceptar; además de valorar si lo necesitamos, hay que estudiar sus condiciones financieras.

Es muy posible que a cambio de la inmediatez, los intereses y comisiones sean más altos que si solicitamos el préstamo a la oficina por el canal tradicional. Por ello, pedir antes de nada las condiciones y comparar con los demás préstamos del mercado.

Entrevista en Intereconomía radio


Sobre créditos e hipotecas preconcedidas:

Sobre el autor del artículo.

Perito economista especializado en productos financieros y divulgador de economía en medios de comunicación. Profesor asociado de Economia Financiera en la UIB | Socio en Futur Finances | Futur Legal | Futur Hipotecas Autor del libro La Banca Culpable (Esfera de los Libros) y coautor del libro La Prevención del Soreendeudamiento Privado (Aranzadi)

Más artículos del autor.

Mejores hipotecas a tipo mixto

Mejores hipotecas a tipo mixto

Depósito Gacela de Caja Navarra

Depósito Gacela de Caja Navarra

Fintech y banca tradicional: entrevista a Fernando Zunzunegui

Fintech y banca tradicional: entrevista a Fernando Zunz ...

¿Crédito e hipotecas baratas gracias al Banco Central Europeo?

¿Crédito e hipotecas baratas gracias al Banco Central ...