Trucos para ahorrar en la cesta de la compra en verano

¿Qué hacer para ahorrar en verano?

manzanas


Plena época estival y también hay que pensar en nuestras finanzas personales, desde las más complejas como por ejemplo dónde invertir nuestros ahorros hasta las más sencillas a primera vista como por ejemplo la planificación de la cesta de la compra.

El trajín del verano no debería desestabilizar nuestros objetivos de ahorro y optimización del gasto a la hora de realizar la compra para llenar la nevera, recordemos que la compra de alimentación y bebidas no alcohólicas representaron el 14,6% del presupuesto familiar en 2016 según los datos del INE, o lo que es lo mismo, 4.123 euros en ese año. Lo mejor es no despistarnos en verano y continuar con nuestros hábitos de compra.

¿Qué hacer para ahorrar en verano?


Alimentos de temporada, tus aliados

Un consejo que sirve para seguirlo todo el año, pero además, los productos de temporada servirán para paliar el sofocante calor propio del verano. Son productos más baratos y económicos ya que no necesitan de procesamientos artificiales de maduración y/o transporte por ejemplo, así como tampoco requieren de productos añadidos para conseguir una mayor producción, de ahí que el precio baje. Hablamos por ejemplo de sandía, melón, melocotón, el tomate, pepino, pimiento, sardinas, boquerones…

Compra donde compran los habitantes del lugar

Si estás de vacaciones en otro lugar y eres de lo que le gusta preparar su propia comida el mejor consejo es ir a comprar allá donde lo hagan la gente local. Los precios no estarán condicionados por el turismo, donde se tiende a fijar precios a la alza. Además, los frescos serán una buena opción y económica, fijémonos en las ofertas.

OCU: “No comprar productos con apellidos”

La recomendación de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) es la de no comprar productos que llaman “con apellido”, es decir, productos que lleven consigo las palabras “eco”, “bío”, “artesanales”, “calcio” ya que consideran que está comprobado que son más caros, de hecho afirman que la leche “sin lactosa” es un 30% más cara como ejemplo.

A la compra sin hambre

En verano y en vacaciones nos dejamos llevar por la relajación y pareciera que siempre tenemos hambre. Esto puede jugar en nuestra contra a la hora de hacer la compra y llenar la despensa. Es más que recomendable acudir al supermercado o establecimiento con el estómago lleno. Es una forma de paliar añadir productos y más productos al carro o cesta de forma impulsiva y sobre todo provocada por el hambre.

No improvisar

No nos dejemos llevar por lo llamativo, por lo que está en la estantería de forma bonita. Compremos lo necesario, lo que llevemos en la lista y así podremos controlar nuestro presupuesto, que lo ideal es que fuese cerrado antes de acudir al establecimiento.

En vacaciones y la temporada estival no deberíamos despistarnos en nuestras finanzas personales, es uno de los momentos del año junto a las navidades en los que más gastos se producen, por lo que a la hora de llenar la despensa aplicar estos consejos nos reportará un mayor control e incluso ahorro.

¿En qué te puede ayudar iAhorro Hipotecas?

iAhorro es un comparador financiero donde puedes encontrar toda la información sobre las hipotecas del mercado. Te ayuda a comparar para hacer una buena elección y ahorrar dinero. iAhorro te acompaña en todo el proceso de contratación para que tomes las mejores decisiones financieras.

Inicia sesión o publica como anónimo


Contamos con más de 40 expertos independientes para responder gratis a tus preguntas (en menos de 24 horas).