¿Cuál es la validez de una tasación inmobiliaria?

Equipo editorial iAhorro I

La tasación inmobiliaria es un documento que establece el valor de un inmueble al analizar detalladamente sus características: ubicación, estado, materiales de construcción...

¿Cuál es la validez de una tasación inmobiliaria?

En este post te mostramos todo lo relativo a la validez de una tasación inmobiliaria. Descubrirás la diferencia entre una tasación inmobiliaria no regulada (entre particulares) y una tasación oficial, como la tasación hipotecaria. Además, también podrás ver los pasos y factores que afectan a la tasación. ¿Comenzamos? 

¿Qué es una tasación inmobiliaria? 

Una tasación inmobiliaria es un documento en el cual se establece el valor de un bien inmobiliario de forma justificada, de acuerdo a unos criterios y según una metodología apropiada para ello. También debe ser realizada por un profesional cualificado y existe un determinado período de validez de la tasación inmobiliaria. 

En realidad, su nombre técnico es “informe de valoración” y está sujeta a la normativa legal (Orden Ministerial de 30 de noviembre de 1994), la cual establece los mencionados criterios y metodología adecuada para su realización.  

¿Quién puede hacerla? 

El informe de valoración de una vivienda únicamente puede ser expedido por un profesional titulado para ello.  

Según el tipo de inmueble, la titulación exigida puede ser distinta. Por ejemplo, cuando se trata de viviendas, pisos o locales comerciales, el tasador suele tener el título de arquitecto técnico. Sin embargo, cuando se trata de inmuebles industriales, los tasadores suelen ser ingenieros (agrónomos, industriales, etc.). 

No obstante, para determinados tipos de tasaciones inmobiliarias es preciso que el tasador titulado sea, además, certificado por una sociedad de tasación homologada. Es decir, que se trate de un tasador homologado. 

¿Cómo se realiza una tasación? 

Existen varios métodos para determinar el valor del bien de una vivienda en una tasación inmobiliaria, pero el más extendido es el llamado “método por comparación”. Los pasos que realiza el perito tasador son los siguientes: 

  1.  Analizar la documentación del inmueble. 
  2. Comprobación del estado de la vivienda in situ
  3. Elaboración de un plano y toma de fotografías
  4. El tasador busca unos “testigos equivalentes” lo más próximos posibles al inmueble para comparar su precio
  5. Identificar la vivienda en el Registro de la Propiedad y comprobar que no existe ningún tipo de ilegalidad

¿Qué factores afectan a la valoración de una vivienda? 

  • La ubicación y el entorno. 
  • Los servicios próximos. 
  • Los metros cuadrados de la vivienda. 
  • Las ventas recientes en la zona. 
  • La antigüedad. 
  • Su estado de conservación. 
  • La calidad de los materiales de construcción. 

Tipos de tasaciones inmobiliarias 

Dependiendo de la finalidad por la cual se requiera valorar un inmueble, podemos encontrar varios tipos de tasaciones inmobiliarias.  

Tasación inmobiliaria no regulada 

Es una de las tasaciones inmobiliarias más comunes. Suele realizarse como un trámite entre particulares para determinar el valor del bien. 

Por ejemplo, para un supuesto de compraventa, puede ser preciso realizar una tasación del bien y para ello se necesita un perito titulado en arquitectura, sin que sea preciso que esté certificado a una sociedad de tasación homologada. 

En el certificado se expone el valor de tasación y puede contener algún tipo de observación, advertencia o comentario. 

Tasación Judicial 

En este caso, la tasación es llevada a cabo por el Ministerio de Justicia. Por ejemplo, puede solicitarse ante un embargo, expropiación, divorcio, disolución de una sociedad, herencias, etc. 

En este caso, es la propia Administración de Justicia la que designa al perito o tasador judicial

Tasación hipotecaria 

Se trata de otra de las tasaciones inmobiliarias más comunes que puedes encontrar. Se realiza para que el inmueble pueda ser objeto de garantía hipotecaria ante una entidad bancaria. 

Dicho de otro modo, cuando es preciso solicitar un préstamo hipotecario sobre un bien inmueble, la entidad bancaria suele solicitar una valoración del mismo.  

Ahora bien, esta valoración únicamente puede llevarse a cabo por un tasador certificado por una sociedad de tasación homologada por el Banco de España. 

Período de validez de una tasación 

Como puedes imaginar, los factores por los cuales puede variar el valor de una vivienda u otro tipo inmueble no son estáticos. Es más, pueden verse alterados con facilidad.  

Por ello, es preciso que exista un período de validez cuando se trata de una tasación oficial. Es decir, cuando es necesaria para un procedimiento que tenga consecuencias jurídicas, como las exigidas por el Banco de España para solicitar una hipoteca.   

Por supuesto, no existe ningún período de la validez de la tasación de la vivienda cuando no está regulada. No se trata de una tasación oficial y las partes implicadas pueden decidir libremente sobre este asunto.  

No obstante, en el caso de una tasación inmobiliaria oficial, como la tasación hipotecaria, su validez está regulada en el marco normativo de la Orden ECO/805/2003 y expresa que es de 6 meses a contar desde la fecha de emisión

¿Qué ocurre cuando transcurren 6 meses tras la tasación inmobiliaria? 

Como suele ocurrir con estas cuestiones, si se supera el período de 6 meses desde la expedición, la validez de la tasación inmobiliaria caducará

Cuando transcurren 6 meses tras la tasación inmobiliaria, el informe de valoración dejará de ser válido y no servirá para realizar las acciones oportunas. Será necesario expedir una nueva tasación si se quiere solicitar un préstamo hipotecario. 


Logo iAhorro

Conseguimos la hipoteca perfecta para ti, de forma sencilla, rápida y segura. Somos líderes en el sector y negociamos con los principales bancos para ofrecerte las mejores ofertas de manera totalmente gratuita y sin compromiso.