Hipotecas para jóvenes

Algunos bancos ofrecen hipotecas para jóvenes de hasta 35 años con condiciones especiales. Descubre todo lo que tienes que saber sobre este tipo de hipotecas.

¿Hay hipotecas jóvenes sin ahorros?

Lo primero que tenemos que aclarar es que comprar una casa sin tener nada de ahorros no es posible, por lo que no hay hipotecas para jóvenes sin ahorros. Si embargo, algunas entidades saben lo difícil que es conseguir estos ahorros por lo que algunas cuentan con hipotecas especiales con condiciones más ventajosas para los menores de 35 años.

En primer lugar, porque los bancos no suelen ofrecer el 100% de financiación, sino que lo máximo normalmente es el 80% para la vivienda habitual. Si tienes muy buenos ingresos, quizás puedan ofrecerte una financiación mayor.

Y por otra parte, hay que tener en cuenta que la compraventa conlleva una serie de gastos que puede representar en torno al 10% del valor de la vivienda.

Por lo tanto, para comprar una casa lo normal es que debas tener ahorrado alrededor del 30% de su valor. A pesar de esto, es muy interesante estudiar las diferentes ofertas que nos presenten las entidades si tenemos este perfil. En algunos casos, podemos conseguir una financiación de hasta el 95% del valor de compra o de tasación si cumplimos con todos los requisitos.

¿Qué son las hipotecas para jóvenes?

Las hipotecas para jóvenes están dirigidas a personas de hasta 35 años de edad, que desean acceder a un préstamo hipotecario para comprarse su primera vivienda. Las entidades tienen en cuenta que a estas edades la situación económica puede ser más complicada, y por eso ofrecen este tipo de hipotecas a los más jóvenes.

¿Cuáles son los requisitos para conseguir una hipoteca para jóvenes?

Los bancos suelen pedir los siguientes requisitos a la hora de conceder los préstamos para jóvenes:

Disponer de ahorros

Como hemos visto antes, aunque algunos bancos ofrecen hipotecas especiales para los más jóvenes, es importante, pero no imprescindible, contar con ahorros.

Si tu posición económica es buena, quizás puedas conseguir toda la financiación necesaria para pagar el valor de la vivienda. En todo caso necesitarás contar con unos ahorros del 10% de ese valor aproximadamente, para hacer frente a los gastos de la compraventa.

Contar con un empleo fijo

Aunque seas una persona joven, para acceder a una hipoteca el banco te pedirá una estabilidad laboral. Por lo tanto, es fundamental contar con un contrato de trabajo fijo. Si además llevas unos años ya en la empresa, tus posibilidades de conseguir el préstamo aumentarán.

Disponer de buenos ingresos

Para conseguir una hipoteca joven tendrás que contar con un buen sueldo. El banco puede tener en cuenta que ganes al menos el triple al mes de lo que supondría la cuota mensual de la hipoteca.

No tener otro tipo de deudas importantes

Al final, los bancos lo que miran es tu capacidad económica para hacer frente a la hipoteca. Por eso, aunque tengas un buen trabajo y tus ingresos sean suficientes, tendrás problemas para conseguir la hipoteca si aparte tienes otras deudas por cantidades importantes. No estamos hablando de los típicos gastos que tiene cualquier persona, como el contrato con la telefonía móvil, sino por ejemplo préstamos por importes grandes.

Aval de tus padres

Contar con un aval de los padres amplia las posibilidades de conseguir una hipoteca si se tienen pocos ahorros. Las nuevas modalidades de aval permiten que los progenitores avalen una cantidad concreta de la vivienda, una vez que esa cantidad se ha pagado el aval se cancela quedando lo padres liberados de la hipoteca.

Ventajas de las hipotecas para jóvenes

Las ventajas de las hipotecas para jóvenes de hasta 35 años son las siguientes:

  • Puede ser más fácil que te den más del 80% del valor de la vivienda, si tienes un buen perfil para ello. Incluso puedes conseguir una hipoteca joven con el 100% de la financiación.
  • Estas hipotecas no suelen tener comisión de apertura, y en algunos casos, tampoco comisión por amortización anticipada.
  • El tipo de interés a menudo es más bajo.
  • Los plazos de devolución pueden llegar a los 40 años con mayor facilidad. 
  • Las condiciones suelen ser más flexibles en general.
¿Estás pensando en comprar? ¿Ya lo tienes decidido? Entonces te podemos ayudar

¿Necesitas la ayuda de un experto?

Nuestros expertos analizan tu caso, te explican todas las ofertas y negocian por ti las mejores condiciones entre más de 20 entidades bancarias, gratis y sin compromiso.

Nos esforzamos por encontrar la hipoteca perfecta para ti, de forma sencilla, rápida y segura. Somos líderes en el sector y negociamos con las principales entidades bancarias para conseguir las mejores ofertas y poder ofrecerte nuestros servicios de manera totalmente gratuita y sin compromiso.